PASOS AL COSTADO

La Columna de Matute #32

La Columna de Matute #32

Estamos a pocas horas de un nuevo encuentro de nuestra selección. Partido decisivo, para definir, quien llega a las semis finales del torneo de América.

Se nos viene un partido que no es para nada sencillo. Y cuando hablo de para nada, se debe a que nuestros mejores papeles y resultados los hemos obtenido cuando no vamos como favoritos. Cuando nadie espera nada de nosotros. Cada vez que se espera algo de nosotros, lamentablemente fallamos, no obteniendo el resultado buscado.

Este partido no es la excepción, ya el periodismo, que al parecer no tiene mucho fundamento técnico/táctico para hablar, está todo hablando de que Nuevamente en cuartos de finales, jugamos contra el local y la historia nos acompaña porque hemos dejado afuera a muchos locales. Uruguay es el aguafiestas, el echa locales de sus propios torneos y cuanta cosa más.

El problema, es que esta vez, eso no le pone presión al rival, porque el rival es Chile, y ellos son los campeones desde que se designo Chile como sede de la Copa América 2015. Los chilenos tienen una gran capacidad de aislarse de la realidad y vivir en su mundo de festejos de títulos que no tienen. Por consiguiente, toda esta estadística, que no es ni más ni menos que historia, no va a jugar ningún papel, para ayudarnos a ganarle a Chile. Acá lo único que los puede presionar, es hacer un gol antes que ellos, eso sería como bajarlos a la realidad, y que ahí se den cuenta que el sueño se les puede terminar, y comiencen las presiones y los nervios desde la tribuna hacia la cancha. No antes.
Chile, por lo anteriormente dicho, no va a tomar recaudos, por el historial que tiene nuestra selección, sino que ellos harán su juego,  y saldrán con todo contra nosotros.

El tema y la diferencia esta vez podría estar en que no solo esto no haga efecto en los chilenos, sino que por primera vez, y a diferencia de otras veces, los jugadores uruguayos, se los ha escuchado haciendo declaraciones al respecto de este tema. Si bien la gran mayoría, cuando responden, sus palabras son medidas, cautas y profesionales, al momento de hablar esbozan una sonrisa de fondo, donde vaya uno a saber que hay en esa cabecita. En estos temas, lo importante no es ser políticamente correcto, sino tener la cabeza bien puesta y ser mentalmente muy fuertes.
Esto es algo en lo que hemos venido fallando últimamente. Contra Costa Rica en el mundial, que nos dio vuelta un resultado y no tuvimos reacción, contra una selección Colombiana, donde fuimos derrotados mentalmente por el tema de Suárez, sin fuerzas, ni rebeldía. Contra una Jamaica, que no fuimos capaces de golear, una Argentina que se metió atrás y si bien le hicimos fuerza, fuimos con mucho miedo, y contra un Paraguay, que supimos meter bajo el arco, pero los últimos minutos, poco más que terminamos pidiendo la hora.

En resumen, no hay partidos ganados antes de jugarlos, y mucho menos con el argumento de la historia. Si ganamos dejaremos afuera el local, una vez más, aunque sea casualidad del fixture, ya que si se aspira a ser campeón, hay que eliminar a todos los otros rivales.

Tampoco nos podemos olvidar, y nos que esté llorando de antemano, pero no solo jugaremos contra una selección fuerte, sino que lo haremos contra la selección organizadora del evento. Evento, que según cuentan los que están presentes, tiene muchas fallas organizativas, muchas entradas que no han sido vendidas, y bueno, cuanta cosa que todo el mundo ve, pero nadie se anima a contar, como ocurre siempre en todos lados.

Solo espero que esto sea un torneo de fútbol, donde gane el equipo que haga más goles que el otro, que los goles y las circunstancias de partido sean todas lícitas. Porque más allá de todo, no nos podemos olvidar como dijimos que el organizador está jugando su futuro, de la copa que es organizada por una confederación, sacudida por las denuncias de corrupción y acomodo. Y sin querer ser negativo, pero con cabeza de negocios, a ningún patrocinador, le gustaría que la final, se juegue en un estadio con la mitad de entradas vendidas, luego de la cantidad de dinero que invirtieron en el torneo.

De momento, solo nos queda esperar a que los muchachos puedan dar un paso al costado sobre todo lo que se dice, para ver qué pasa con el torneo y la chance de cancelar 2 fechas más, para la sanción de Luis Suárez.

Artículo realizado por Matute

Comentarios